Conclusiones Nativos Digitales

De Wikiversidad
Saltar a: navegación, buscar

La brecha generacional, en este caso, asociada con la era digital, es el término utilizado para definir la distancia existente entre las personas capaces de operar con solvencia un aparato tecnológico, denominados como “nativos digitales” (sobre todo, referido a ordenadores y dispositivos móviles), así como a aquellas que no, ya sea por motivos económicos, de formación, culturales, conocidos como “inmigrantes digitales”.

Factores como el nivel económico, las diferencias de género, el nivel cultural, el lugar de residencia, el nivel de estudios, la falta de tiempo y de contacto con la tecnología, la carencia de educación formal, el temor y la filosofía del “no tocar”, son algunos factores importantes en la aparición de la brecha generacional. Por lo anterior y como conclusión fundamental, se puede sostener que la brecha digital generacional, supone uno de los mayores problemas para los países desarrollados, que ya han detectado la distancia que separa a los nativos digitales y a los inmigrantes, es decir, a la distancia o brecha que hay en el uso de las tecnologías entre los menores y los mayores de 45 años, que cada vez corre el riesgo de ensancharse más, con el envejecimiento de la población mundial y con el “analfabetismo digital” dominante.

¿Brecha Cognitiva? Sin duda la denominada brecha digital referida por Mark Prensky, implica una diferencia generacional entre los “nativos digitales” y los “inmigrantes digitales”. En la actual sociedad y economía del conocimiento, el capital fundamental es el flujo de información que enfrenta cada ser humano de manera cotidiana a través de las TICs, que suponen otra sociedad, otra forma de comprendernos y de relacionarnos.

La brecha cognitiva implica directa o indirectamente, una limitación creciente de una parte del alumnado, que requiere dentro y fuera de su aula, procesar y transformar la información que recibe, dejando evidencia que el peligro de la brecha cognitiva, es que se conformen dos grupos sociales desde los salones de clases, en su relación con las TIC. Uno de esos dos grupos, lo conforman aquellos que solo saben comunicarse a través de la red, tales como explorar, interactuar, comunicar, jugar, divertirse, entre otras. De igual manera, a aquellos que contribuyen a transformar la información en conocimiento.

¿Las dos juntas y más aún? La convergencia y la reducción de las brechas generacionales y las brechas cognitivas, dependerá del nivel de exploración de los usuarios, de la dirección que debería tomar la innovación educativa para adaptarse a las características de estos dos grupos. Los procesos de enseñanza-aprendizaje, así como la educación, desempeñan un papel fundamental en el desarrollo de la sociedad, como parte de su proceso evolutivo, enfocando la docencia y los procesos de aprendizaje, hacia una adaptación permanente que debe girar en torno a las características de los individuos que en cada momento la componen y de una auténtica revolución tecnológica que provoca, induce y motiva a cambios de hábitos de vida y afecta a el entorno, tanto de los “nativos digitales”, como de los “inmigrantes digitales”, en ocasiones saturado o desbordado por toda esa tecnología.

La interrelación entre el campo educativo y el tecnológico, influyen notablemente en ambas generaciones, en función de sus hábitos, habilidades, carencias, relacionados con los procesos de aprendizaje y educativos, mejorando sus entornos, apegados a sus necesidades de entretenimiento, diversión, comunicación, información y de formación.

¿Qué pasa con los niños de las poblaciones menos favorecidas o más pobres? El analfabetismo tecnológico, en naciones donde hay pobreza extrema, y expuestas al desarrollo tecnológico, hace necesario que sus habitantes y en especial, los niños se preparen digital y tecnológicamente. Por lo anterior, resulta vital la universalización del acceso a todo instrumento digital disponible, sea móvil o fijo, para que las clases desposeídas en el planeta, tengan la posibilidad real de disminuir los daños sociales de su carencia o negación, desde el punto de vista de la lucha contra la desigualdad. Las brecha generacional y digital, se podrán reducir en beneficio de las clases desposeídas o con niveles de pobreza media o extrema, en la medida en que las políticas de universalización del acceso a Internet en los países más pobres del planeta, no se vinculen con las políticas de formación escolar, pues no habrá universalización del acceso a las nuevas tecnologías de la información y de la comunicación sin universalización de otros bienes sociales.


Agrego una pregunta personal y concluyo: ¿Qué hacer para reducir la brecha generacional, la brecha digital y las desventajas de los niños pobres dentro de la era digital?

  • Aunque no resuelve de todo la problemática en torno a las dos brechas en estudio, hay que ampliar la infraestructura, equipamiento y conectividad para acortar la brecha digital.
  • Es necesario ampliar los ámbitos de conocimiento para que las prácticas de enseñanza y aprendizaje puedan verse impactadas.
  • Hay que ampliar el trabajo con computadoras personales en el aula, tanto para los docentes como para los alumnos.
  • Se debe promover una educación digital inclusiva, en la que tanto los “nativos digitales”, como los “inmigrantes digitales”, adquieran el conocimiento aplicado.
  • Resulta fundamental, propiciar el aprendizaje socio-productivo, fomentando el desarrollo de competencias y habilidades digitales, que se puedan aprender rápidamente, en la medida en que se establezcan aplicaciones para consolidar a los nativos digitales en espacios abiertos y actualizar a los inmigrantes digitales, haciéndolos respetuosos del saber hacer del otro.
  • La educación moderna debe centrarse en las capacidades y motivaciones de cada persona, conduciéndolos en el proceso de enseñanza-aprendizaje, pero aplicado a su contexto socio-cultural y a su entorno familiar, local y regional.
  • Hay que renovar a los docentes, que en su mayoría son “inmigrantes digitales”, sin menospreciar los objetivos propuestos, pero flexibilizando sus métodos, metodologías, técnicas didácticas, recursos, evaluación, aprovechando al máximo las TICs, los dispositivos móviles, la Web 2.0, las redes sociales, los teléfonos inteligentes, entre otros.
  • Tener claridad que cualquier brecha, sea generacional o digital, tiene una directa relación con las brechas sociales, abrumadas por la pobreza, la desigualdad e inequidad, por lo que las políticas gubernamentales destinadas a ello, tienen que influir las posibilidades efectivas de reducir brecha, no solamente a partir del equipamiento y la conectividad, sino también desde la "analfabetismo digital".

Bibliografía

Piscitelli, Alejandro. (2006). “Nativos e inmigrantes digitales: ¿brecha generacional, brecha cognitiva, o las dos juntas y más aún?” Revista mexicana de Investigación Educativa, enero-marzo, año/vol.11, nº 028. [Fecha de consulta: 6 de octubre de 2013] Disponible en: http://www.redalyc.org/articulo.oa?id=14002809 ISSN 1405-6666